Congreso busca mejorar atención a pacientes del Hospital Regional de Rioverde

195

Durante la comparecencia de la Dra. Mónica Liliana Rangel Martínez, titular de la Secretaría de Salud, respecto a las deficiencias en el funcionamiento del Hospital Regional de Rioverde, la funcionaria se comprometió ante los legisladores a realizar acciones que permitan mejorar la atención que se brinda a los pacientes, así como continuar con las acciones legales y gestionar los recursos necesarios para concluir con la construcción de la obra que se encuentra pendiente.

La diputada Lucero Jasso Rocha manifestó que es urgente atender las deficiencias en el nosocomio, ya que los espacios para la atención de los pacientes no son los adecuados, y se les obliga a transitar de un centro médico a otro, generando gastos adicionales e inconvenientes por su estado de salud.

Entre los antecedentes, Rangel Martínez indicó que la planeación de la rehabilitación al nosocomio data del año 2010, cuando se determinó la ampliación del antiguo Hospital General de Rioverde, con una torre médica, consultorios de hospitalizaciones, remodelación de archivos, laboratorio, cocina y servicios generales, entre otros, cuyo costo inicial sería de 122 millones de pesos, que implicaba 3 etapas: la construcción del cuarto de máquinas, la fachada de hospitalización y la remodelación del antiguo hospital con equipamiento.

Para el inicio de estas obras, la federación únicamente destinó un monto de 80 millones de pesos, lo cual obligó a buscar opciones de financiamiento estatal para concluir con el proyecto presentado, logrando un total de 104 millones de pesos.

Indicó que posteriormente, en 2012 al cambio de titular del Ejecutivo Estatal, que determina una modificación al proyecto en la tercera etapa en la torre de hospitalización, e inicia una cuarta etapa cambiando de la remodelación de la consulta externa planteada a un incremento de servicios como tomografía, patología, 7 consultorios de especialidades más, así como espacios administrativos que no estaban planteados ni autorizados y financiados a través de la federación en el proyecto original.

Posteriormente, federación autoriza un convenio adicional de recursos por un monto de 39 millones de pesos, que se sumaron a recursos estatales adicionales, y se inicia la cuarta etapa de construcción en el 2015.

Sin embargo, ante el atraso de la obra e incumplimiento de contrato de la empresa constructora, la actual administración estatal solicita la rescisión del contrato, situación que aún se ventila ante los tribunales, lo que ha obligado a realizar adecuaciones en el inmueble para brindar atención a los pacientes de la zona media, y canalizarlos a otras clínicas.

A la fecha, se ha logrado que la federación autorice el proyecto ampliado para la rehabilitación del nosocomio, con lo cual se posibilita el buscar recursos federales provenientes de diversos fondos; sin embargo, persiste aún un déficit financiero por un monto de 70 millones de pesos que son necesarios para concluir con la obra civil y equipamiento.

Recalcó que el monto inicial de la obra tenía un costo de 122 millones de pesos en 2011, mismo que fue modificado en 2013 al pasar de tres a cuatro etapas, y cuyo monto final es cercano a los 208 millones de pesos.

El diputado Héctor Mendizábal solicitó se trabaje de manera conjunta con las autoridades de salud, a fin de realizar las gestiones necesarias ante la Secretaría de Finanzas y tener disponibles los recursos necesarios para que, en cuanto se termine el procedimiento legal que se sigue contra la empresa constructora, se continúe con las obras de construcción.

Los diputados Guillermina Morquecho Pazzi, Sergio Desfassiux, Jesús Cardona, Raúl Zúñiga, Raymundo Rangel y Juan José solicitaron a la titular de la Secretaría de Salud se revise la situación que priva en el Hospital de Rioverde, ya que se debe privilegiar la atención a la población de la zona media y sus alrededores.